(17-jul-2017) En cada parroquia se está conformando la Pastoral Familiar a la luz de Amoris laetitia del papa Francisco.

A mediado de febrero de 2016, cuando esperábamos la exhortación postsinodal, el obispo comunicaba la decisión de conformar el Secretariado de la Familia y la Junta Arquidiocesana de Pastoral Familiar. Un mes después, el 19 de marzo, el papa firmaba la exhortación. 

En la semana pastoral, del 5 al 9 de junio de este año 2017, con la iluminación del obispo los sacerdotes reflexionan una vez más, pero más detenidamente, la exhortación. En esos días también se estudió y reflexionó el material elaborado por la comisión episcopal de Laicos y Familia "acompañar, cuidar e integrar a las familias", ayuda para emprender "una pastoral familiar a la luz de Amoris laetitia".

Días después, el sábado 17 de junio, el obispo preside el encuentro de delegados de la pastoral familiar de las parroquias de nuestra diócesis. A partir de esta última fecha cada comunidad parroquial inicia formalmente la Pastoral Familiar Parroquial.

La comunidad parroquial asume la misión de conformar la Pastoral Familiar a la luz de Amoris laetitia; a través de un equipo de matrimonios que aceptan el desafío de ir a las familias de la comunidad, sobre todo a las que más necesitan del acompañamiento de la Iglesia.

No está demás recordar la importancia de profundizar el contenido de Amoris laetitia; y la necesidad de que apoyemos la Pastoral Familiar de nuestra comunidad parroquial.

Al pie de la Cruz de los Milagros con María de Itatí